Como funciona

VR-12 compensa y revitaliza la evaporación natural de aditivos producida por el calentamiento y enfriamiento constante del motor.

Los aditivos representan entre el 4 y el 6% de la totalidad del liquido refrigerante/anticongelante. De esa pequeña proporción, en vehículos con trato y mantenimiento más o menos adecuados, la perdida por evaporación es de 16 onzas por mes. Esa pérdida puede ser mayor cuando el uso de agua corriente corroe y oxida los componentes del sistema de enfriamiento ocasionando su mal funcionamiento.

Eso significa que, en mayor o menor medida, todo sistema de enfriamiento tiene la necesidad de ser recargado. Esta recarga fue la que estimuló la creación de VR-12.

El VR-12 mantiene el sistema de enfriamiento trabajando a su punto más elevado de rendimiento lo cual permite que el motor del vehículo trabaje tal y como fue diseñado para ahorrar combustible, lo que representa una ventaja competitiva en economías contraídas e inestables.

El VR-12 mantiene el sistema de enfriamiento protegido alargando su vida útil.

El VR-12 re-energiza su anticongelante y mejora su refrigerante, permitiéndole conservar sus cualidades y permanecer mayor tiempo en el sistema de enfriamiento.